Inicio Fútbol La segunda venida como contrincante del canterano chicharrero

La segunda venida como contrincante del canterano chicharrero

2
0

Entre el veinticuatro de agosto de dos mil catorce, data en la que Cristo González se enfundó por vez primera la camiseta del Tenerife en partido oficial, y el choque de este sábado habrán pasado dos mil setecientos cincuenta días; sesenta y tres menos desde el momento en que el canterano chicharrero pisó por vez primera el Heliodoro Rodríguez López, al que regresa este sábado defendiendo otro escudo, el del Real Valladolid, en la que va a ser su segunda venida, tras regresar a jugar en su isla con la camiseta del Huesca en dos mil diecinueve.

Ha pasado tanto que mucho ha alterado el punta desde el momento en que se transformó en el segundo jugador más joven de la historia que jugaba con el Tenerife. Su cuerpo, ya antes adolescente, ha tomado forma y se ha dejado invadir de la tinta de los tatuajes que le adornan. Aunque su futbol prosigue siendo técnico, no tanto aún consistente; no lo bastante para hacerse con el cartel de incontrovertible bajo el mando de Pacheta, con quien solo encadenó 3 titularidades.

Con la librea blanquiazul tampoco le dio tiempo a serlo, puesto que tenía apenas diecinueve años cuando fue traspasado al Real Madrid. El montante de setecientos cincuenta euros abonado por la entidad merengue no mitigó el pesar en el club chicharrero de perder a una de sus perlas que parecía tener asegurada, en tanto que las negociaciones para renovar su contrato, que vencía por año siguiente (dos mil dieciocho), estaban bastante encaminadas y, no obstante, se detuvieron, forzando a una salida.

En Valdebebas el el día de hoy jugador blanquivioleta progresó, si bien desde un peldaño inferior, puesto que el Castilla militaba en Segunda B. En el primer año bajo el mando de Solari marcó once tantos. En el segundo, descolló en un goleador impresionante, autor de veinte tantos, transformándose prácticamente en un jugador fetiche del técnico argentino, que, cuando dio el salto al banquillo del Bernabéu, le hizo comenzar con la pléyade, primero en Copa (donde marcó en Copa) y después en Liga.

La promesa de un futuro, en cambio, no le llegó a Cristo vestido de blanco, puesto que Udinese adquirió su pase en en verano de 2019, transformando su carrera en un progresivo de cesiones que esta temporada le ha llevado a Zorrilla, tras hacerlo a Huesca y Miranda de Ebro, 2 destinos en los que tuvo cierto protagonismo, uno aún no alcanzado en la medida que probablemente desearía en Valladolid, donde suma 6 titularidades en veintitres apariciones.

¡OJO!  Anuar: "Está en nuestras manos ascender a Primera"

No en balde, a la inversa de lo vivido cuando regresó con el Huesca, seguramente en su vuelta a casa sea suplente, habida cuenta del último triplete de Sergio León. En las filas de Ramis se hallará con algún viejo conocido como Dani Hernández o bien Aitor Sanz, veteranos con los que compartió vestuario. En la grada, tal vez, gente que le recuerde de qué manera decidió irse cuando todo señalaba que proseguiría siendo chicharrero. Seguro, van a estar su familia y amigos.

Artículo anteriorSuperliga y UEFA tienen un mes para negociar las cautelares
Artículo siguienteJoaquín: “Que bonito es ser del Betis, la afición se lo merece”
DEPORTES TODAY es el medio de prensa que más crece en España en 2022 gracias a tu colaboración y participación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí